Una lección de claridad

Posted By on Mar 13, 2016 | 67 comments


William Chislett escribe para explicar la realidad española a la gente de fuera, pero sus libros y sus ensayos están hechos con tanto rigor y tanta claridad que somos los de aquí los que más podemos aprender de su trabajo. Hace unos años publicó, en doscientas páginas, una síntesis impecable de nuestra historia, Spain. What Everyone Needs to KnowAhora el Real Instituto Elcano, con el que colabora habitualmente, le ha editado A New Course for Spain: Beyond the CrisisEs el mejor relato que conozco sobre nuestro tránsito desde la prosperidad alucinada al derrumbe, y después hacia un principio débil e inseguro de recuperación. Chislett cuenta las cosas de una manera aguda y ponderada, pero sobre todo maneja cifras e índices, con una erudición estadística que puede marear un poco pero que es un instrumento excelente para comprender lo que tantas veces encubren o vuelven vago las palabras. Hay cosas muy llamativas: en 2009 el abandono escolar llegó a más del 30 por ciento, el doble de la media de la Unión Europea. Desde entonces ha bajado casi diez puntos. Y otro dato curioso, y revelador: España es el único país sobre el que sus habitantes tienen una visión más negativa que los extranjeros. Con índices y cuadros comparativos, con una mirada lúcida pero también cordial, Chislett retrata un país donde el reverso de algo tan admirable como la solidaridad familiar es el nepotismo, y donde un aluvión de inmigrantes superior al que cualquier otro país en un plazo tan breve no ha originado el nacimiento de partidos xenófobos ni creado problemas graves de convivencia; uno de los países más descentralizados del mundo, pero que también tiene un número excesivo de ayuntamientos y unas diputaciones provinciales de dudosa utilidad. En alguno de los índices más seguros de bienestar social, el de la longevidad de las mujeres, España está entre los países más avanzados, igual que en las cifras de transplantes de órganos, en un sistema ejemplar por su transparencia, su agilidad y su calidad técnica. Nuestra economía no es muy productiva en general, y la burbuja de la construcción y el crédito fue una catástrofe, que además alimentó la corrupción: pero algunas de las empresas españolas dedicadas a la construcción y gestión de infraestructuras, o a la fabricación de equipos de ferrocarril, están entre las más potentes y eficaces del mundo. Pero resulta que también tenemos uno de los porcentajes más altos de multimillonarios cuyas fortunas dependen no de su iniciativa y su éxito empresarial sino de sus conexiones políticas. El paro, en especial entre la gente joven, la desigualdad social, el bajo nivel educativo medio, son algunos de los problemas más graves que se deducen de los análisis de Chislett: también la sostenibilidad de las prestaciones básicas del estado de bienestar. Y, desde luego, la incertidumbre política. Pero a mí me serena leer su libro. Me permite mirar a mi país con la alarma, pero también el alivio, de la racionalidad. No hay nada metafísico ni fatal en nuestra situación: hay problemas conocidos, soluciones posibles, inercias históricas poderosas pero no incorregibles. Algo se puede hacer. Lo primero de todo, intentar enterarse de cómo es la  realidad, en la medida en la que las herramientas de conocimiento más fiables puedan iluminarla. Será por algo que una de las primeras cosas que hacen los regímenes autoritarios o totalitarios es suprimir el acceso a las estadísticas.

Compártelo!
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

67 Comments

  1. Gaspard,

    En el vídeo de Monedero que has enlazado no solo lo explica muy bien sino que lo vende. Y yo se lo compro: me parece necesario hacer un reset.

    Puntualizando tu comentario, la política entendida como conflicto; pero solo como paso previo necesario para alcanzar un nuevo “orden” social del que se derive una posterior y deseada estabilidad o “paz” social.

    Desde luego este planteamiento va en contra del defendido por nuestro Ammfitrión, que pretende implementar cambios estructurales profundos sin alterar la paz social.

      Citar  Responder

  2. ” … Puestos los tres a caballo, es a saber, don Quijote, la princesa y el cura, y los tres a pie, Cardenio, el barbero y Sancho Panza, don Quijote dijo a la doncella (I;XXIX)

    VIII

    “El poema tiene la cualidad de uno de esos sueños inquietantes en que conseguimos algo de extremado valor, para perderlo al instante siguiente. A pesar de la limitación temporal propia de la actividad de dormir, o quizá precisamente por ella, tales sueños resultan atrozmente convincentes por su detallismo. También un poema, por definición, se halla limitado. Tanto el sueño como el poema implican compresión, solo que el poema, al ser un acto consciente, no constituye una paráfrasis o una metáfora de la realidad sino una realidad por sí mismo.
    Pese a la reciente popularidad de lo subconsciente, lo cierto es que nuestra dependencia de lo consciente es aún mayor. Si la responsabilidad empieza en sueños, como dijo Delmore Schwartz, es en los poemas donde acaba concretándose y cumpliéndose. Y aunque resulte estúpido establecer jerarquías entre realidades distintas, podría afirmarse que toda realidad aspira a la condición de poema. Aunque solo sea por razones de economía.
    La economía constituye la razón última del arte, cuya historia no es sino la de sus medios de compresión y condensación. En poesía, su medio es el lenguaje, en sí mismo una versión muy condensada de la realidad. Más que reflejar, un poema crea. Por lo tanto, un poema de tema mitológico equivale a una realidad que analiza su propia historia, o, si se quiere, a un efecto que coloca una lupa ante su causa y queda cegado por ella.
    Y eso es exactamente “Orfeo. Eurídice. Hermes”, a la vez que constituye el autorretrato del autor que lleva en su mano la lupa. El poema nos enseña mucho más sobre él que cualquier biografía. Lo que está mirando es aquello que le hizo poeta; pero el que mira es mucho más consistente que lo mirado, pues solo desde fuera se puede ver algo. Esta es la diferencia entre un sueño y un poema. La realidad la pone el lenguaje; la economía, el poeta.

    Torö, Suecia, 1994 ”

    Joseph Brodsky
    ‘Noventa años después’
    “On Grief and Reason. Essays”
    Traducción de Antoni Martí
    Siruela – El Ojo del Tiempo (2015)

    ” … Se hallaba allí, de pie, contemplando … ”

    ¡Rocinante vive! :)

    *

      Citar  Responder

  3. MJGE, una cosa es la demagogia, y otra el populismo. Ellos mismos se reconocen como populistas y explican muy bien, con rigor académico, qué significa esa categoría política de pensamiento y acción: https://www.youtube.com/watch?v=MCMtKV0aM4k Entender la política como un conflicto en el que batallar, con un rival que salvo que se rinda a tus planteamientos se convierte en un enemigo, efusiones callejeras de distinto formato y un hiperliderazgo afirmado son características de todo populismo. ‘La razón populista’ de Laclau, un hombre que tuvo un gran prestigio en universidades anglosajonas, es una buena introducción al tema. Y considerar que en último término esa categoría neutra tiene implicaciones negativas no significa disculpar la incompetencia, la corrupción o la indecencia de lo que los ha precedido.

    Consuelo, las soluciones las tendrán que aportar quienes han creado los problemas. El acuerdo turco tal vez sea el comienzo de la solución, o no, aunque empeorar las cosas es ya difícil. Escuché no hace mucho a alguien citar a Nicolás Gómez Davila: no hay que juzgar demasiado a los políticos, porque los demás no partimos de la integridad del espírito, sino desde la radicalidad de la inexperiencia. O algo así.

      Citar  Responder

  4. Comentario
    MJGE,

    Populistas = Apelación a los instintos más básicos y bajos de lo electores y electoras. Se aprecian en la extrema izquierda, la extrema derecha y el nacionalismo de toda condición.

    En España = Podemos y demás grupos afines ; partidos nacionalistas.

    Partidos de la razón = conservadores, democristianos, liberales y socialdemócratas.

    En España = PP, Cs y PSOE, siendo este último el mejor ejemplo de politica social, sin alimentar lo más primitivo.

      Citar  Responder

  5. ” Hay allá, en las orillas de la laguna de la Quinta, un sauce melancólico que moja de continuo su cabellera verde en el agua, que refleja el cielo y los ramajes como si tuviese en su fondo un país encantado …

    Enormous and solid
    but swaying,
    beaten by the winds
    but chained
    to the soil,
    murmur of millions of leaves
    against the window:
    the inextricable
    mass
    woven dark green branches
    and dazzling spaces.
    Fallen
    into these nets
    there’s a material
    violent, resplendent,
    an animal
    wrathful and swift,
    now immobile,
    light that lights itself
    to extinguish itself.
    To the left, above the wall,
    more idea than color,
    the blue blue of a basin
    edged round by large rocks,
    crumbling,
    sand silently precipitated
    into the funnel of the grove.
    In the central
    part
    thick drops of ink
    spattered
    on a sheet of paper inflamed
    [by the west,
    black
    there, almost entirely,
    in the far southeast,
    where the horizon breaks
    [down.
    The grove
    turns copper, shines.
    Three blackbirds
    pass through the blaze and
    [reappear,
    unharmed,
    in an emptiness: neither light
    [nor shade.
    Vegetation
    on fire for its dissolution.
    In the houses
    lights are lit.
    In the window
    the sky gathers.
    In its walls of tile
    the patio
    grows more and more
    secluded:
    it perfects
    its reality.
    And now
    on the opaque cement
    nothing but
    sackfuls of shadow
    the trash-can,
    the empty flower-pot.
    Space closes
    over itself:
    inhuman.
    Little by little, the names
    [petrify.

    Cambridge, England, 28 July 1970

    Octavio Paz
    ‘The Grove’
    Translated by Elizabeth Bishop
    with the author (1972)
    “Poems” by E. Bishop
    Farrar, Straus and Giroux (NY, 2011)

    … Al viejo sauce llegan aparejados los pájaros y los amantes. Allí es donde escuché una tarde -cuando del sol quedaba apenas en el cielo un tinte violeta que se esfumaba por las ondas, y sobre el gran Andes nevado un decreciente color de rosa, que era como tímida caricia de la luz enamorada -un rumor de besos cerca del tronco agobiado y un aleteo en la cumbre … ”

    Rubén Darío
    ‘Paisaje’
    “Azul”
    Aguilar Ediciones (1969)

    A vueltas con el castellano.
    A nice surprise! :)

    *

      Citar  Responder

  6. Una ingeniosa y divertida canción muy apta para las c(u)alidades vocales de Mina, compuesta por el franco-italiano Nino Ferrer. Enumeración de los ingredientes necesarios para un almuerzo sobre la hierba, incluidos los pepinillos, que resulta frustrado. “Les cornichons”:
    http://youtu.be/ZWIJ3N-tlMw
    (I después, como bonus, “When your love is gone”, del australiano-escocés Jimmy Barnes).

      Citar  Responder

  7. MJGE,

    “Capaz de montar un discurso con una argumentación llana y simple que llega fácilmente a mentalidades distraídas o poco dispuestas a analizar con algo de profundidad lo que se les está diciendo; es decir mentalidades populares”.

    Yo sí aprecio estos elementos en Podemos y en el discurso de Pablo Iglesias. Me acuerdo, en particular, de la carta suya pidiéndome el voto contándome una historieta como si le hablara a su abuela. O un programa de Podemos, que me hizo llegar mi hermana, con iconos y frasecitas muy simples, que me recordó a cuando de niño veía a Epi y Blas.

    Ahora que no tengo problema en recoger que lo de arriba rige igualmente para la manera en que argumentan sus posturas y peticiones de votos Rajoy, Pedro Sánchez y Albert Rivera.

    Cuestión distinta, y por la que decido mi voto, es adónde nos llevan o llevarían unos y otros en la posterior realidad contante y sonante de las decisiones políticas y la promulgación de leyes. Al final, lo de arriba son sólo palabras. Y muchas veces las ideas, sensatas o descabelladas, las han de ejecutar quienes no las entienden del todo o quienes las cuentan asumiendo que el electorado no tiene muchas luces, por regla general.

    Bien traído lo de Bertín Osborne y, por supuesto, lo de Jesús Gil (el fin de su presidencia y el resurgimiento del club fueron una misma cosa, un hijo que huye de la presencia pública y supera al padre de largo como gestor), que sigue una línea bastante usada: la de hacerse aún más tonto de lo que pudiera ser para así congraciarse con el público. Es triste la identificación sobre esas premisas, pero funciona. Soy majete, buena gente y, sobre todo, tan tonto como tú: quiéreme.

    Otra cosa es que mi casa (la de Bertín) no sea como la tuya (el telespectador), o sea, que eso de “en tu casa o en la mía” tenga poco de verdad.

      Citar  Responder

  8. Toño, en Ebay, de momento, no venden neuronas; que sería la única justificación para hacer propaganda de libros escritos con rabia y rencor (para que se compraran algo de inteligencia con el dinero que ganasen). Hay junta palabras que piensan que los escritores encumbrados les roban la fama que les pertenece a ellos.

    _______________

    Un escritor que, a mi parecer, sí está muy infravalorado: Justo Navarro. Le han dado el premio de la crítica de Andalucía de este año. ¡Bien!

    http://www.diariosur.es/culturas/201603/12/justo-navarro-caballero-bonald-20160312143426.html

      Citar  Responder

  9. A veces nos toca estar arriba y a veces abajo. Supongo que es natural que no nos acordemos de una situación cuando estamos en otra. Recordar la miseria siempre es triste. Y recordar la bonanza es tiempos duros, también.

      Citar  Responder

  10. Desde hace algún tiempo, sobre todo a raíz de la aparición de Podemos en la escena política, se ha puesto de moda el término “populismo”, que además se ha convertido en sinónimo de algo extremadamente peligroso.

    Si acudimos al diccionario de la RAE observamos que tiene 2 acepciones:

    1. m. popularismo.
    2. m. Tendencia política que pretende atraerse a las clases populares.

    Por su parte sobre “popularismo” señala:

    1. m. Tendencia o afición a lo popular en formas de vida, arte, literatura, etc.

    Así en principio no me saca de muchas dudas pues esto podría aplicarse a cualquier partido político, incluso el Partido Popular podría, en rigor, denominarse Partido Populista, según la primera acepción.

    ¿Qué es entonces el populismo? Si realmente es tan peligroso deberíamos manejar un concepto algo más tangible que estas definiciones un tanto abstractas e indefinidas, valga la contradicción.

    Dándole vueltas al asunto se me ha ocurrido que un ejemplo de populismo podría ser el desaparecido Jesús Gil. Un tipo aparentemente chabacano, sencillo, simpático y cercano, capaz de montar un discurso con una argumentación llana y simple que llega fácilmente a mentalidades distraídas o poco dispuestas a analizar con algo de profundidad lo que se les está diciendo; es decir mentalidades populares.
    Hay más ejemplos de personajes que poseen esta cualidad, esa capacidad de seducción a primera vista: Bertín Osborne, Jesulín de Ubrique, que no son peligrosos porque no se dedican a la política, y dentro de ésta Miguel Ángel Revilla o Rita Barberá, capaces de arrasar en cualquier votación pero a quienes nadie acusa de populistas.

    Yo, con estos ejemplos, entiendo mejor lo que es el populismo y el peligro que conlleva y, por cierto, no aprecio populismo así entendido ni en Podemos ni en Pablo Iglesias.

      Citar  Responder

  11. Vane,

    Comentario
    En Sajonia eran comunistas y han pasado de un extremo a otro.
    Lástima de pueblos y ciudades que con el impuesto de solidaridad se han reconstruidos y están vacíos. ..cualquiera mete a refugiados allí, aunque están necesitados de gente.
    En mi ciudad la mayoría de votos a AfD se ha dado en un solo barrio. Mayoría casi absoluta de rusos alemanes y Harz IV beneficiarios.

      Citar  Responder

  12. A la gente se le olvida muy rápido que hace tres años cuando se creó AfD, el detonante no fueron los refugiados, sino la misma idea de Europa. Trabajo a diario con tres simpatizantes de ese partido y llevo tiempo alarmándome de las ideas que muestran. AfD empezó a cristalizar con el tema del rescate a Grecia y a países como España. En cuanto los griegos votaron no pagar la deuda porque no les daba la gana se radicalizaron hasta el extremo (esto a gente tan brillante como Soledad Gallego Díaz parece que también se le ha pasado, manda narices) y lo del islam y los refugiados que ha venido después, parece también otra disculpa perfecta. El 2,7% de la población en Sajonia es inmigrante, pero el 24% del electorado ha votado a un partido anti-inmigración.

      Citar  Responder

  13. .
    Una lección de claridad.
    Una lección de c(l)aridad.

    La indignidad en todos los grupos; ¿pero en qué mayor cantidad?, ¿en los hooligans holandeses o en las gitanas rumanas?, ¿en los que miraban sin hacer nada o en la policía?

    Al menos hubo una mujer de chaqueta azul.

    :-/

      Citar  Responder

  14. Gaspard,

    Se me olvidó anoche comentarte que poca diferencia veo entre un hijo de Putin , de esos que yo me sé, que igual están de guardia de seguridad o trabajando en el Aldi, pero eso si trabajando hasta en los ratos libres. Poco interés muestran por los sindicatos.
    A lo que iba , que iguales son que los hijos de Isis. Primos hermanos.
    Y luego quedan por suerte otros rusos alemanes, y oros musulmanes.
    Esto es un sin Dios Gaspard!
    Y hemos avanzado tanto y no siempre para mal que aquí en este Estado Federal los Verdes pueden unirse a los del CDU. Algo impensable hace 30 años. Y no está mal.

      Citar  Responder

  15. Nos guste o no, todos somos en gran medida reconducibles a una serie de datos, los cuales nos darían una fotografía bastante completa de nosotros mismos y que, sin apenas excepciones, sorprenderían al propio sujeto.

    Con contadas excepciones, no sabemos en realidad lo que comemos al cabo de un día, ni a qué dedicamos el tiempo. Un registro de cierta exhaustividad arrojaría datos insospechados que nos obligaría a revisar muy a fondo lo que creemos ser. Si incluimos en el objeto del estudio los sentimientos, suponiendo que se pudieran verificar y hasta cuantificar, las sorpresas alcanzarían ya el grado superlativo. El estado natural del ser humano es la confusión empezando por lo que él cree de sí mismo, lo que los demás creen de él y lo que él piensa que los otros creen de él. La siguiente pregunta que surge es en qué medida lo objetivo y mensurable prevalece a muchísimos efectos sobre el citado conjunto de creencias o prejuicios.

    Elevemos eso a una nación y podemos hacernos una idea levemente aproximada a la magnitud de los errores en que se basan las opiniones y no menos veces las decisiones.

    Por eso, resulta tan aleccionador recurrir a datos, cifras, estadísticas por más que puedan contener errores o puras mentiras, empezando por el manejo de su objeto en función de aquello que se quiere demostrar.

    Jamás se sustituirá la necesidad de una visión de conjunto, de la enunciación completa y compresnible, de indagar en la explicación, de ir más allá y tener que elucubrar o conjeturar, con la consiguiente presencia de la subjetividad; pero a día de hoy el dato, la información, el hecho, la cifra han sido exageradamente menospreciados. Quizás sea una reacción a la sobreabundancia de nimiedades estadísticas, a su fragmentación de las mismas, y más aún por el manejo torticero que se hace de gran parte de ellas.

    Contribuyen también otros factores como la rapidez de la información sin estructurar (nuevas tecnologías), de un mundo en el que se pone mucho más énfasis en opinar que en saber y comprender, en el que el criterio se reduce a la vez, se simplifica en un casi instantáneo click “me gusta” o “no me gusta”, tanta declaración, tanta imagen y al tiempo tan poca sustancia y escaso rigor. Una banalización creciente en la que decaen la concentración y la profundidad en favor del entretenimiento y la sucesión veloz de todo (noticias, modas, normas, nombres, aficiones, aparatos de toda clase), más y más cuantitativo y menos cualitativo. El pensamiento como actividad improductiva por excelencia y el habla, la palabra, la escritura disminuidos, limitados, mecánicos, plagados de fórmulas por más que se crea estar rompiendo con ellas.

    Pero no cabe volver a tiempos de pura especulación, donde una idea no demostrada sirve de base para otra sin demostrar y así sucesivamente, hasta construir un castillo de naipes que, sin embargo, se toma por realidad sólida.

    En fin, siento la deriva pesimista y no quisiera transmitir la idea de una creencia en un pasado ideal cuya pérdida merece ser llorada. En absoluto, más gente vive más y mejor que nunca en muchos aspectos; pero esas otras tendencias poco esperanzadoras están igualmente ahí fuera… Diría que hay un progreso material, pero a la vez una regresión intelectual, al menos, una dejación colectiva, le pérdida de toda fe en un pensamiento totalizador, ambicioso, una renuncia al heroico intento de comprender aunque se sepa de antemano que sólo caben pequeñas victorias.

    Sospecho que hay una conexión clara entre lo expuesto y lo relegadas y replegadas que están las universidades y, más aún, la filosofía y las humanidades en general. Ese descrédito, abandono y alejamiento se va extendiendo hacia otras formas de conocimiento menos ambiciosas.

    Recuerda a ese texto que se oye citar mucho, pero que yo he olvidado, del ciudadano que no reacciona cuando un poder injusto va a por alguien perteneciente a otro grupo, ni después cuando el siguiente grupo perseguido sigue sin ser el suyo y que un buen día se encuentra con la sorpresa de que vienen a por los de su grupo, incluido claro él mismo. Pero aquella fuerza destructora resulta ya imparable.

      Citar  Responder

  16. ” … de tierra que se mueve en el espacio … ”

    XII

    “Ni la belleza caduca
    ni la belleza que dura”.
    Esto dice Xochipili
    bajo su careta oscura.

    Y, apenas ordena al viento
    que acabe con lo caduco
    y lo que ya le cansó,
    le ordena que se haga brisa,
    y, a cada grano de tierra,
    que sea flor.

    “Ni la belleza caduca
    ni la belleza que dura.
    Eterna renovación
    de tierra y flor
    quiere mi careta oscura”.

    José Moreno Villa
    ‘Canciones a Xochipili
    Portentoso Dios de las flores,
    que usa careta.’

    ‘Tal vez haya escrito las canciones
    a Xochipili porque algo en mi fondo
    me decía que me iba saliendo ya la
    careta que le sale a los viejos, la ri-
    gidez facial que por lo visto se exi-
    ge en el seno de la tierra’

    “La música que llevaba”
    Edición de J.C.B.
    Cátedra – Letras Hispánicas (2009)

    Celebrando y meditando.
    Llaneza ¡y tanto!
    ¿Achilicú? No: ¡Xochipili! :)

    *

      Citar  Responder

  17. Gaspard,

    Soluciones Gaspard soluciones.
    creo que hay políticos que las están buscando y en ellos confío. Aunque la solución sea solo en parte. Los conflictos no van a dejar de existir.

    Comentario

      Citar  Responder

  18. Joan Isaac, farmacéutico de Esplugues, devoto de la poesía francesa, de los cánticos franco-italianos y de L.E. Aute, ha creado esta hermosa canción de amor incondicional que el protagonista dirige a su pareja. “Si t’enamores” (de 0 a 3.30′):
    http://youtu.be/V7ZMBDAOtx4
    (Carmela, Sap, qué interesantes aportaciones)

      Citar  Responder

  19. Sap</strong

    Comentario
    No sé cómo lo he olvidado. Pocas novelas expresan de forma tan gráfica lo que hemos estado comentando. Juan Marse creó personajes y situaciones insuperables , que reflejan los grupos sociales -inmigrantes, pijos…- de un momento dado en una ciudad interesante.

      Citar  Responder

  20. Consuelo, tal vez el problema no sean los musulmanes, sino los rusos-alemanes… Siempre hay culpables. :-) En Israel la élite progresista askenazi sostiene que el giro a la derecha de aquel país con Netanyahu se debe a los votantes judíos que llegaron de Rusia tras la desaparición de la Unión Soviética, atrasados y conservadores. Qué tendrán los rusos…
    La cosa es que ya advertimos DE que toda revolución va seguida de su reacción, que a la orgía transhumanista y sinfronterista de septiembre le seguirían los idus de marzo, que cuando se abrieran las urnas hablarían las voces que en pleno desvarío de corrección política y buenos sentimientos de misa dominical no se escuchaban. Pero en una democracia representativa no se puede disolver el pueblo, ni sustituir a los nacionales con derecho a voto por refugiados. El 55%, según las encuestas, desaprueba la política sobre refugiados. Solo una de cada cuatro de esas personas votan a la AfD, así que tienen margen de progresión. No se puede gobernar un Estado-nación como si fuera una ONG, ni ignorar la cuestión cultural y religiosa.

      Citar  Responder

  21. Zacarías, hay diferencias. En el caso de los nacionalismos establecidos, la reacción moderna a la centralización de los Estados burgueses en su fase de industrialización recoge una aspiración al autogobierno como forma de autoestima, aunque en el nacionalismo catalán hay un sorprendente giro reciente de “populistización” desde el poder, un malestar cultural de amplias capas de la sociedad (un 48% de apoyo en unas elecciones con participación histórica ha de ir más allá de una capa pequeño burguesa mesocrática) amplificado por la catástrofe económica, que las élites no han querido o sabido contener, y ahora no aciertan, no sin esperpento, a gestionar. El otro populismo, propio de la posmodernidad, surgido desde la oposición, tiene un cariz preocupante, sin comparación con la industrialización del XIX, y sí de tintes de choque de civilizaciones que supera lo conocido hasta el momento. Hasta en los países más ricos y más prósperos suben como la espuma, aunque no sé en qué clases o subclases más o menos precarias abundan estos nuevos populismos. Si los nacionalismos clásicos tienden a tener su base en la pequeña burguesía, los nuevos se difunden entre el electorado popular, más amplio. En todos los casos de la política hay enemigos: los de fuera, los que roban, los burgueses, los rojos, los musulmanes, los judíos, los fachas, los chavistas, la casta y todo lo que se quiera (los de Alternativa por Alemania hablan de “cártel”). Sin el Otro no hay yo, en política o en amor, en la paz y en la guerra. El problema es cuando se construyen argumentos de destrucción, discursos de odio, tóxicos, ácidos, corrosivos, de choque total, de impugnación del contrario, con tonos militaristas (asalto, búnker, líneas rojas), de descalificación absoluta. En ese sentido, los anticasta o anticártel son parecidos. Sin embargo, a los españoles les interesa más el poder, y por él están dispuestos a cualquier cosa, en lo que de momento se distinguen de otros nuevos populismos, como los franceses o los alemanes, bloqueados en una postura de denuncia marginal. En un par de años, en aras de respetabilidad, han abandonado casi todas sus propuestas: de querer hacer default han pasado a proponer medidas casi socialdemócratas, sin mucha concreción, cierto, porque sobre todo les preocupaba reservarse siete ministerios y una vicepresidencia todopoderosa. A ello le dedicaron diez páginas de su propuesta. Las medidas concretas que proponía el acuerdo de gobierno del que era cuestión la investidura no mereció gran atención por parte del profesor Iglesias; en cambio, hubo invectivas para todo el mundo y referencias a Maquiavelo (el pobre, reducido a una vulgata sobre el poder, como si no hubiese sido el teorizador del republicanismo, de la separación Iglesia-Ciudad o el de los Discursos sobre Tito Livio). Así que no extraña que la propuesta del acuerdo rosa-naranja de un Ingreso Mínimo Vital o de un Complemento Salarial Generalizado fuese pasado por alto; lo importante era la masacre verbal, no lo concreto.

      Citar  Responder

  22. Teresa G.,
    .
    Ingrato país es para sus hijos el que aún no ha otorgado los máximos honores y galardones a uno de ellos; uno que hoy cumple 80 años y que se llama Francisco Ibáñez.

    :-/

    Sobre muchachitos y muchachitas de la alta burguesía que jugaban a ser marxistas en selectos clubes sociales dando sorbitos a sus cócteles de Campari, nadie lo reflejó mejor que Juan Marsé en “Últimas tardes contigo”; uy, no, “Últimas tardes con Teresa”, quise decir.

    :-)

      Citar  Responder

  23. Para los amantes del cine de Woody Allen, de la obra del americano expatriado Sidney Bechet y de la música de clarinete, parece inevitable volver a la portada del film ‘Midnight in Paris”, con la pieza de SB ‘Si tu vois ma mère’ como fondo de la magnífica fotografía de la Ville Lumière del franco-iraní Darius Khondji:
    htpp://youtu.be/JABOZpoBYQE

      Citar  Responder

  24. Es la primera vez que escribo en este blog, y siento un poco de vértigo, todos los comentarios que leo aquí son siempre respetuosos y educados, bien formados. Espero seguir esa senda. De no ser así, mis disculpas de antemano. Digamos que discrepo con aquello de la “dudosa utilidad de las diputaciones”. Imagino que es la percepción que tiene quien no trata con ellas a menudo. Como fiscalista dedicado a los procedimientos tributarios (básicamente, pelearme con la Administración), me gustaría simplemente informar de un hecho: casi la totalidad de la gestión, recaudación e inspección de los tributos locales la realizan diputaciones provinciales, y no ayuntamientos, dado que no disponen de personal para ello. Tener inspectores y técnicos de hacienda -razonablemente bien formados y preparados- en ayuntamientos de 500 habitantes es imposible. Y hay bastantes ayuntamientos pequeños. De hecho, sólo los grandes ayuntamientos pueden gestionar y recaudar sus propios tributos (tributos que es obligatorio que recauden de acuerdo con la Ley Reguladora de Haciendas Locales). Además, como en cualquier administración pública, los tributos representan la inmensa mayoria de los recursos (ingresos) de la administración (invito a leer los aburridísimos presupuestos de un ayuntamiento, o los del Estado, por ejemplo).
    No quiero decir con esto que sea más rentable que haya diputaciones. Tampoco digo lo contrario. Simplemente creo que es imposible eliminarlas de un día para otro. Eliminarlas requiere automáticamente cambiar el sistema de financiación de los ayuntamientos.
    Por eso decía, “dudosa utilidad” podría no ser la expresion correcta. A día de hoy, no sólo son útiles, son imprescindibles para el mantenimiento de los ayuntamientos que hay (lo mismo la solución es eliminar ayuntamientos, no lo sé).
    Un saludo y perdón por el mamotreto anterior y sobre todo, por discrepar de alguien a quien admiro muchísimo.

      Citar  Responder

  25. Consuelo, comprendo que te recuerde a Blas Piñar. ¿Existe una España más contraria a la que ese señor deseaba con la que ha llegado a ser, la que se alaba en el libro de William Chislett? Blas Piñar quería un país cristiano, con el servicio militar obligatorio, con papeles muy diferentes y clásicos para el hombre y la mujer, sin extranjeros y, por supuesto, no democrático. Debe estar revolviéndose en la tumba, o poniéndole una demanda a Dios por haberlo decepcionado. Y encima, vivió para verlo.

    https://www.youtube.com/watch?v=n9kHJvWHzdI

      Citar  Responder

  26. ” … Yo no soy tan letrado como tú, pero bien alcanzo que los que nacen de padres humildes, si no los ayuda demasiadamente el cielo …

    Si per tant de dolor i per tantes
    [gemmes
    no hem sabut viure més que de biaix,
    sempre cremant focs aproximatius,
    la sibil.la de l’aigua de la cova,
    mot minerals i humits en la llum sorda,
    si per tantes magalles esmolades
    només hem sabut dir mots de foscor,
    arant el camp, ple d’ulls, de la tenebra,
    l’or amb ulleres negres de la nit,
    només hem sabut dir la neu absent,
    per tantes de congestes dessecades,
    si hem sabut abstenir-nos de la neu
    com la gralla s’absté de la paraula,
    si no som més que el polze de la neu,
    assenyalat al roc de llum eixuta,
    eixuts de llum i neu, i en la paraula
    sabem dir l’esplendor encesa en
    [gàbies,
    com diu el rossinyol que morirà
    quan s’acostin les eugues de la fosca.
    Si per tantes condemnes i conques-
    [tes
    el territori no pot rompre l’erm,
    en la vinyeta del país de l’aire,
    com al secall de l’aigua esborronada
    el cadafal de la claror que crema,
    l’església submergida a ‘Nostalghia’,
    la bufonada de la claredat,
    si no sabem què diuen les absoltes
    de l’aire mort, l’aire bufat del cerç,
    la bombolla plutònica de l’aire,
    però sabem que viure ès el llatí
    que diu l’ocell que canta a ‘Perceval’,
    és el llatí melòdic a la fronda,
    és la refiladissa de la llum
    (amor: refiladissa de la llum),
    ho sabem tot, com a Chrétien de
    [Troyes
    o a Carles Riba, ho sabem tot, pre-
    [nem
    l’aire cremat de l’obstinació,
    el filament de la bombeta encesa
    que ens cremarà la mà, la cloratita
    de les Brigades Roges en la nit de
    [Siena: llum etrusca
    de màscares etrusques que cer-
    [quen l’absolut,
    la llum intransigent de matinada,
    l’alba i la nit del nostre amor, la
    [vida:
    un mocador vermell tacat de sang.

    ” … -¿Qué le pasa amigo? ¿En qué piensa? -preguntó el viejo.
    -En proverbios -contestó Álvarez-. Cazador sin munición…
    Madame Medor anunció:
    -Voy a presentarlo. El número trece…
    -Álvarez -modestamente agregó Álvarez.
    -Mi hija Blancheta…
    La muchacha, de pelo claro, suave y largo, de tez lechosa, de ojos graves, casi tristes, de nariz delicadamente dibujada, era pequeña y bonitilla.
    -La señora del once -prosiguió la patrona.
    -La señora de Bianchi Vionnet -corrigió la interesada.
    -Martín, nuestro hombre orquesta -dijo con voz firme la patrona-. Él y su piano constituyen la totalidad de la orquesta que anima nuestros bailes. Nunca hubo quejas, le ruego que tome nota, por falta de animación y buena música.
    -Deja a este mozo en el tintero -observó el viejo.
    Tratábase de un joven alto, con el pelo cortado a modo de cepillo de jabalí, con ojillos redondos, con risa permanente y cara de expresión atribulada.
    -Aquilino Campolongo -dijo la patrona, moviendo los labios como quien articula, no un nombre, sino una mala palabra … ”

    Adolfo Bioy Casares
    “El gran Serafín”
    “La invención de Morel
    El gran Serafín”
    Edición de Trinidad Barrera
    Cátedra – Letras Hispánicas (2013)

    Si por tanto dolor y tantas gemas
    hemos sabido solo vivir de refilón,
    siempre encendiendo fuegos apro-
    [ximativos,
    la sibila del agua de la cueva,
    minerales y húmedas palabras en
    [la luz sorda,
    si por tantas azadas afiladas
    hemos sabido solo decir palabras
    [lóbregas,
    arando el campo ojoso de las som-
    [bras,
    el oro con gafas negras de la noche,
    solo hemos sabido decir la nieve
    [ausente,
    si por tantos glaciares desecados
    nos hemos abstenido de la nieve
    como el grajo se abstiene de la pa-
    [labra,
    si no somos más que el pulgar de
    [la nieve,
    marcado en la roca de luz reseca,
    resecos de luz y nieve, y en la pala-
    [bra
    sabemos enunciar el esplendor en
    [jaulas,
    como dice el ruiseñor que morirá
    cuando lleguen las yeguas de la no-
    [che.
    Si por tantas condenas y conquistas
    no puede el territorio romper el
    [yermo,
    en la viñeta del país del aire,
    como en el abrojo del agua estre-
    [mecida
    el catafalco de la luz que quema,
    la iglesia sumergida en ‘Nostalghia’,
    la bufonada de la claridad,
    si no sabemos qué dicen los res-
    [ponsos
    del aire muerto, el aire henchido
    [del cierzo,
    la burbuja plutónica del aire,
    pero sabemos que vivir es el latín
    dicho por el aire que canta en
    [‘Perceval’,
    es el latín melódico en la fronda,
    es el gorjeo de la luz
    (amor: gorjeo de la luz),
    lo sabemos todo, como en Chrétien
    [de Troyes
    o en Carles Riba, lo sabemos todo,
    [tomamos
    el aire calcinado de la obstinación,
    el filamento de la bombilla encen-
    [dida
    que nos quemará la mano, la clo-
    [ratita
    de las Brigadas Rojas en la noche
    [de Siena: luz etrusca
    de máscaras etruscas que buscan
    [el absoluto,
    la luz intransigente de la aurora,
    alba y noche de nuestro amor,
    [la vida:
    manchas de sangre en un pañuelo
    [rojo.

    23-24.IX.2012

    Pere Gimferrer
    ‘Lai (Lay)’
    “El castillo de la pureza”
    Traducción de José María Micó
    Tusquets Editores (2014)

    … ellos por sí solos pocas veces se levantan adonde sean señalados con el dedo, si la virtud no les da la mano … ”

    Miguel de Cervantes Saavedra
    “Los trabajos de Persiles y Sigismunda”
    ‘Capítulo Quinto del Segundo Libro’

    Cuando un Puerto sueña
    …español lleva :)

    *

      Citar  Responder

  27. Hoy hace cien años que nació el poeta Blas de Otero en Bilbao. Un gran poeta, sin duda.

      Citar  Responder

  28. En otros tiempos, cuando empezaba en la Universidad y me iba a comer el mundo-que generalmente nos come a nosotros- conocí a gente que hablaba con mucho aplomo del marxismo y de ese mundo nuevo y más justo. Nos reuníamos, se reunían, en los pisos más imponentes de la ciudad o en alguna selecta urbanización .No añado más detalles que se suponen y son innecesarios. Estaban también los otros, los que trabajaban, algunos con buzo, que pertenecían a familias donde había que entregar el sueldo para llegar a fin de mes. A mí siempre me llamó la atención. Hace poco, viendo en La 2 un documental sobre el poeta Jaime Gil de Biedma, de costumbres exquisitas adquiridas por una forma de vida, me asombró,una vez, más ese contraste entre lo que era y lo que quería ser: miembro del PC.

      Citar  Responder

  29. Carmela,

    Es para mí la más sensual, sin duda. Esa conjunción de música, ritmo lento, expresión de arrobo y asombro de los circundantes es puro cine. Y qué bien conectas con la música de Maties. Qué casualidad.

    LComentario

      Citar  Responder

  30. Dani,

    Comentario
    Cómo me ha gustado ese texto.

      Citar  Responder

  31. Alemania : llegada en los sesenta de millones de extranjeros , después otros tantos millones al abrirse las fronteras con el Este, después los refugiados con la guerra de los Balcanes y ahora los que llegan de Siria, Irak etc etc
    Muchos de los que llegaron de la caída Unión Soviética y de Rumanía tenían pasaporte alemán y ahora son más nacionalistas que nadie. De fuera vendrá quien de tu casa te echará. La mayoría de los votos de Alternativa por Alemania esta formada por rusos alemanes. Se olvidaron que llegaron con una mano delante y otra detrás. ..pero eso sí, con pasaporte alemán.
    Menos mal que todavía siguen teniendo los Verdes muchos votos al menos en este Estado Federal. El verde esperanza.
    No sé porque al leer el texto de Antonio me he acordado de Blas Piñar.

      Citar  Responder

  32. “Y más aún si vienen con hambre.”

    Zacarías, yo diría que sobre todo.

      Citar  Responder

  33. Gaspard, exacto: así también hago yo la revolución :-)

      Citar  Responder

  34. Gaspard,

    Me has recordado un fragmento de una entrevista que le hizo Semprún a Sartre:

    Jorge Semprún: ¿Por qué piensa usted que le fue atribuido el premio Nobel?

    Jean-Paul Sartre: Me fue atribuido porque soy de izquierda, pero soy al mismo tiempo un pequeño burgués del Oeste. Se creaba así la impresión de que el premio se daba a un hombre de izquierda, pero se daba al mismo tiempo a un pequeño burgués.

    *******

    Ni la izquierda ni la derecha están protegidas ante el virus del populismo. El populismo está haciendo mella en las dos por igual. Las embestidas de Donald Trump contra la casta de Washington no son en el fondo muy diferentes de las proclamas de Podemos contra los partidos tradicionales. Tanto unos como otros se están aprovechando del hartazgo de la gente; en ambos casos están proponiendo soluciones fáciles y demagógicas que la gente acepta con fe religiosa (y encima proponen eliminar las capillas de las universidades, pese a que son ellos los que mejor representan el “pensamiento religioso”: líderes carismáticos, mesiánicos, que atraen a las masas con sermones enardecidos en los que proponen un nuevo mundo, etc.). No deberíamos dejarnos engañar por los distintos ropajes con los que se visten. Aunque uno se disfrace con una camisa de Alcampo y el otro se presente con ese tupé tan raro, ambos recurren a los mismos métodos políticos (y, si llegaran a gobernar, ambos nos llevarían al mismo destino por caminos diferentes). Como también son lo mismo la xenófoba Alternativa para Alemania y los nacionalistas de Junts pel Sí. En ambos casos la inspiración política es la misma: cuidado con los de fuera, son malos (y/o vagos) y nos roban. El instinto de protegerse del que viene de fuera está demasiado arraigado en todo el mundo como para que los populistas no caigan en la tentación de recurrir a él para medrar. Da igual que la gente se considere de derechas o de izquierdas. Todos tendemos a desconfiar de los extraños. Y más aún si vienen con hambre.

      Citar  Responder

  35. Yo creo, que al principio de los tiempos, incluso antes de que el verbo se hiciera carne, burguesía- izquierda, nacionalismo- izquierda, día eran conceptos incompatibles… Luego se celebraron congresos, vino Olof Palmer y todos éstos y ya no… Todos iguales… El socialista pretende un Mercedes para todos

      Citar  Responder

  36. zumo-de-poesia.blogspot.com, ¿y burguesía e izquierda también son conceptos antitéticos? Porque una gran parte de los intelectuales, políticos y hasta ciudadanos corrientes que claman que izquierda y nacionalismo son cosas incompatibles son pequeño burgueses y burgueses que dan lecciones sobre qué es ser de izquierda: funcionarios, profesionales liberales, cuadros intermedios, pequeños comerciantes, rentistas, académicos-intelectuales, etc., que viven gracias al estado de las cosas, pero, por una falta sorprendente de reflexividad, proclaman su amor por la igualdad, la misma de cuya ausencia han hecho un estilo de vida. Ay, Dios mío, cuánta hipocresía y postureo.

      Citar  Responder

  37. ¡Ah! ¿ Pero es que en España también hay problemas?
    ¡ Pues estamos listos!

      Citar  Responder

  38. Comentario
    Carlos,

    Así es. Izquierda y nacionalismo son dos conceptos antitéticos, contradictorios e incompatibles.

    Una persona no puede ser de izquierdas y, a la vez, ser nacionalista, pues el nacionalismo es la negación misma de la igualdad. Supone hacer diferentes a las personas por haber nacido en un territorio u otro. Es hacer de la geografía el alma de las personas.

    Por otro lado, cabría preguntarse por qué no (si de particularismos hablamos) podrían defender su derecho a un Estado propio los gitanos, o los testigos de Jehová, o los zurdos (por poner algunos ejemplos)…

    Si todos los ciudadanos somos iguales, ¿qué sentido tiene establecer distingos en función de la etnia, de la religión, de las características personales o -lo que no es sino un rasgo más- del territorio en que se nace o se vive?

    Da mucho miedo pensar que, dada la aritmética parlamentaria resultante de las últimas elecciones, finalmente la investidura de un presidente del gobierno tenga que depender de su complicidad con el nacionalismo fragmentador.

      Citar  Responder

  39. Maties,
    .
    Si el vistazo que nos entretiene se titula “Una lección de claridad”, es otra lección de claridad la que nos suministra el buen hombre de Tommy salida de su pito, de su claro y neto clarinete pleno de swing.

    Pues a ver qué te/os parece este solista de los Duques de Dixieland interpretando el clásico de Sidney Betchet “Petit Fleur” con pasmoso virtuosismo.

    https://www.youtube.com/watch?v=dqymshfwGEE

    :-)

      Citar  Responder

  40. Carlos:
    Creo que mucha gente de izquierdas más o menos razonable simplemente no se da cuenta de lo que sienten muchos catalanes que, en algunos casos literalmente, han sido expulsados de su tierra por no comulgar con el anti-españolismo visceral.

    –”Literalmente” no ha sido expulsado nadie.

    La lista cada vez esmayor: Feliz de Azúa, Arcadi Espada, Albert Boadella, Xavier Pericay, Loquillo … A veces he tenido que explicar a muchos que lo desconocían que el Jimenez Losantos puede parecer un periodista cavernario. Pero no sé como me comportaría yo si un nacionalista catalán me hubiera dejado cojo disparándome en la rodilla, y ese mismo nacionalista y sus amigos sean hoy citados como autoridades morales que guían el pruces.

    –Entiendo que confunde terrorista con nacionalista. Y por otra parte, me sorprende que ese mismo terrorista que usted menciona sea hoy citado como autoridad moral en Cataluña. ¿Realmente el mismo que disparó a Jimenez Losanto? ¿Quién es exactamente? No será que, en un principio de distopía multiplicadora, todos los nacionalistas son para usted 1) el mismo nacionalista y 2) el mismo terrorista. Creo, finalmente, que usted sí tiene un problema con la literalidad.

    Dicho esto, y para ser justos y exactos, resulta asfixiante la ñoñería independentista en Cataluña, su buenismo travestido, su urgencia por la ofensa, su ignorancia y su pertinaz obsesión. Su fraude. Nos empobrece y nos desgasta. Sin embargo, no nos divide como querrían algunos. Tan importante como decir lo que uno piensa, es decirlo con proporcionalidad. Al final se llegará a un acuerdo, y no satisfará ni a los nacionalistas ni a los no-nacionalistas.

      Citar  Responder

  41. Inciso mezclas

    Alucino en colores (en rojo, sobre todo):

    https://www.youtube.com/watch?v=foGraEVNI0s

    Jane Austen y los zombis, Mario Vargas Llosa e Isabel Preysler (aunque de esta pareja tan atípica me alegro porque es la primera vez que mi madre y yo podemos hablar del mundo de la farándula y sus personajes sabiendo a quién se refiere la otra)… ¿qué será lo próximo? ¿Pablo Iglesias jurando bandera? ¿Willy Toledo utilizando más de dos neuronas a la vez? ¿la Iglesia Católica aceptando la igualdad de la mujer?

    Fin del inciso mezclas

      Citar  Responder

  42. ” … And wrecks in peace a purple tar … ”

    @Dani:

    La edición de “Walden” que yo tengo costó once dólares menos cinco centavos (doce menos cinco en dólares canadienses). -Sin incluir tasas-
    Es sencilla. Está genial.
    ¡Todo un regalo!
    (…el tuyo de Amazon, digo.
    Y el mío también fue un regalo. Literally) :)

    Y a propósito de ediciones asequibles…
    Propinilla:

    How the old mountains drip with sunset,
    And the brake of dun!
    How the hemlocks are tipped in tinsel
    By the wizard sun!

    How the old steeples hand the scarlet,
    Till the ball is full,-
    Have I the lip of the flamingo
    That I dare to tell?

    Then, how the fire ebbs like billows,
    Touching all the grass
    With a departing, sapphire feature,
    As if a duchess pass!

    How a small dusk crawls on the village
    Till the houses blot;
    And the odd flambeaux no men carry
    Glimmer on the spot!

    Now it is night in nest and kennel,
    And where was the wood,
    Just a dome of abyss is nodding
    Into solitude!-

    These are the visions baffled Guido;
    Titian never told;
    Domenichino* dropped the pencil,
    Powerless to unfold.

    * Guido Reni (1575-1642), Italian painter known for his religious and mythological subjects. Tiziano Vicellio (1485?-1576), Italian painter renowned for his use of color. Italian painter (1581-1641), a leader of the Baroque eclectic school, also known as Domenico Zampieri.

    Emily Dickinson
    ‘Nature’
    “The Collected Poems of Emily Dickinson”
    Notes by Rachel Wetzsteon
    Barnes & Noble Classics (2003)

    *

    PD: Ocho dólares menos cinco centavos (uno más en Canadá) :)

    *

      Citar  Responder

  43. Creo que mucha gente de izquierdas más o menos razonable simplemente no se da cuenta de lo que sienten muchos catalanes que, en algunos casos literalmente, han sido expulsados de su tierra por no comulgar con el anti-españolismo visceral. La lista cada vez es mayor: Feliz de Azúa, Arcadi Espada, Albert Boadella, Xavier Pericay, Loquillo … A veces he tenido que explicar a muchos que lo desconocían que el Jimenez Losantos puede parecer un periodista cavernario. Pero no sé como me comportaría yo si un nacionalista catalán me hubiera dejado cojo disparándome en la rodilla, y ese mismo nacionalista y sus amigos sean hoy citados como autoridades morales que guían el pruces.

    En el ámbito en que me muevo, investigación y sanidad, el número de profesionales que llevaban muchos años trabajando en Barcelona y que se han ido asqueados es creciente. Han empezado a circular listas de Médicos y Científicos a favor del pruces y hay mucha gente que no quiere significarse.

    Mientras la izquierda española sigue con ese inexplicable complejo de inferioridad ante cualquier nacionalismo anti-español, hay mucha gente que tiene derecho a estar muy enfadada.

      Citar  Responder

  44. Muy buen resumen de nuestro anfitrión del libro de Chislett, imparcial y documentado panorama (‘aspecto de conjunto de una cuestión’) del “estado de la nación”.
    Y, cómo no, también una pincelada musical dedicada hoy especialmente a dos queridos amigos de esta casa, que sin este benéfico cenáculo no hubiera conocido nunca. Benny Goodman y su orquesta en “Moonglow”:
    http://youtu.be/jEmK9qFB1Y0

      Citar  Responder

  45. Desde que en 1995 quedara hechizado con la fantástica película, “Babe, el cerdito valiente”, me hice seguidor incondicional de Camile Saint Saens. Y hoy, escuchando sus mejores composiciones, he vuelto a alucinar con “Mon coeur s’ouvre à ta voix” de su Sansón y Dalila.
    Esta es de las versiones que más me gusta:
    https://www.youtube.com/watch?v=05yUZnpeQZ8

      Citar  Responder

  46. Dani,
    Y el caso es que, estando de acuerdo contigo, este tipo, Félix de Azúa, me cae bien. Me gusta cómo escribe y lo que escribe aunque no tanto sus artículos periodísticos, me gusta oírle en las conferencias. Hay que entender que, aun siendo intelectual, sigue siendo un hombre cada vez de más edad –obvio-, y un hombre maduro tiende a ser conservador.

      Citar  Responder

  47. ” … los que más … ”

    “[…] My house was on the side of a hill, immediately on the edge of the larger wood, in the midst of a young forest of pitch pines and hickories, and half a dozen rods from the pond, to wich a narrow footpath led down the hill. In my front yard grew the strawberry, blackberry, and life-everlasting, johnswort and goldenrod, shrub-oaks and sand-cherry, blueberry and groundnut. Near the end of May, the sand-cherry, (‘cerasus pumilla’), adorned the sides of the path with its delicate flowers arranged in umbels cyllindrically about its short stems, wich last, in the fall, weighed down with good sized and handsome cherries, fell over in wreaths like rays on every side. I tasted them out of compliment to Nature, though they were scarcely palatable. The sumach, (‘rhus glabra’), grew luxuriantly about the house, pushing up through the embankment which I had made, and growing five or six feet the first season. Its broad pinnate tropical leaf was pleasant though strange to look on. The large buds, suddenly pushing out late in the spring from dry sticks which had seemed to be dead, developed themselves as by magic into graceful green and tender boughs, an inch in diameter; and sometimes, as I sat at my window, so heedlessly did they grow and tax their weak joints, I heard a fresh and tender bough suddenly fall like a fan to the ground, when there was not a breath of air stirring, broken off by its own weight. In August, the large masses of berries, which, when in flower, had attracted many wild bees, gradually assumed their bright velvety crimson hue and by their weight again bent down and broke the tender limbs.

    As I sit at my window this summer afternoon, hawks are cicling about my clearing; the tantivy of wild pigeons, flying by twos and threes athwart my view, of perching restless on the white-pine boughs behind my house, gives a voice to the air; a fishhawk dimples the glassy surface of the pond and brings up a fish; a mink steals out of the marsh before my door and seizes a frog by the shore; the sedge is bending under the weight of the reed-birds flitting hither and thither; and for the last half hour I have heard the rattle of railroad cars, now dying away and then reviving like the beat of a patridge, conveying travellers from Boston to the country. […]”

    Henry David Thoreau
    ‘Sounds’
    “Walden”, 1854
    Beacon Press, Boston (2004)

    ” … de su trabajo … ”

    ‘A Judith Machado’

    Soy una pieza de limado acero.
    Mi borde irregular no es arbitrario.
    Duermo mi vago sueño en un armario
    que no veo, sujeta a mi llavero.
    Hay una cerradura que me espera,
    una sola. La puerta es de forjado
    hierro y firme cristal. Del otro lado
    está la casa, oculta y verdadera.
    Altos en la penumbra los desiertos
    espejos ven las noches y los días
    y las fotografías de los muertos
    y el tenue ayer de las fotografías.
    Alguna vez empujaré la dura
    puerta y haré girar la cerradura.

    Jorge Luis Borges
    ‘Una llave en East Lansing’
    -‘La moneda de hierro’ (1976)-
    “Poesía completa”
    Debols!llo – Penguin Random House, 2014

    ” … podemos aprender … ”

    ¡A estudiar, pues! :)

    *

      Citar  Responder

  48. Sin duda alguna, los datos no mienten, como el algodón. Cuando se habla de “España nos roba”, o de “crecimiento sostenido” o de cualquier otra expresión demasiado genérica que tanto utilizan los políticos, sería conveniente ir al grano, ir al dato concreto para poder valorar. Ya se sabe que en nuestro país la picaresca viene de lejos, incluso algunos se denominan a sí mismos astutos. ¡Qué bonito!

      Citar  Responder

  49. IN MEMORIAM : HASÁN UDKINI

    Hoy he sabido que el mes pasado me maté
    en accidente de automóvil :
    entre Tánger y Arcila, a toda rueda
    de Mercedes : llevaba
    unas copas de más.
    Tenía siete u ocho años.
    Estábamos sentados en el cobertizo de caña
    tupido de campánulas, sobre el suelo de tierra apisonada.
    Solitarios
    rigurosos.
    Yo era el único niño del planeta,
    tú llegabas del sur abandonado
    (venías del Sus y te llamábamos Susi).
    Fue en el Had de la Gharbía.
    Estábamos a no más de tres leguas de tu muerte,
    quién sabe a cuántas de mi muerte.
    ¿Tenías veinte años?
    Eras —quizá— mi preceptor. No sé.
    Me contabas historias de aeroplanos e islas,
    de genios y piratas, de animales fantásticos;
    yo te explicaba mi secreto: era un hombre al revés,
    nacido viejo, cada vez más joven,
    con un pasado trepidante.
    Todo mentiras, lo tuyo y lo mío, pero creo
    que nos quisimos mucho.
    Había bosque por ahí; chumberas,
    eucaliptos, senderos
    de tierra roja; una ciudad romana;
    montañas lejanísimas azules.
    Pequeñas abubillas saltarinas.
    Yo tenía un erizo
    y una lechuza que chistaba debajo del sofá.
    Tú trabajabas con mi padre, en una apretada oficina, ante la vieja máquina de escribir. No sé qué hacías.
    Tampoco sé, en realidad, qué hacía mi padre. Era entonces un hombre que ahora podría —casi— ser mi hijo. (Quien ha llorado, estoy seguro, al enterarse de tu muerte.) Montaba a caballo, iba de aduar en aduar. Vestía un uniforme —me parece— muy poco ortodoxo, con chilaba marrón, de yebli. Gorra de banda azul con dos estrellas de teniente. Supongo que tú y él esperabais cosas muy distintas de la misma tierra.
    Él te condenó a no sé cuántos zurriagazos de soga mojada en el trasero y en seguida te sacó de la cárcel, creo. Habías falsificado algo, con un sello de patata.
    (Luego, cuando tuviste país, te nombraron jefe de policía. A ti te quitaron de ladrón, los cambios; a mí me dejaron sin cuna.)
    Tampoco sé muy bien a qué se dedicaba mi madre. Vivíamos en una casita con jardín trasero. Eran muy importantes las camisas del Petromax, porque no había luz eléctrica. Ardían como alas de mariposa. Íbamos a Tánger a comprarlas, en la tienda de Lozano o en Kent. Yo comía en un plato de plástico azul. Erizo lamía los restos de puré. Todos estábamos contentos, si el recuerdo no es falso. Mi madre llevaba siempre una falda-pantalón azul marino. Montaba en bicicleta, grande, de color rojo. Yo tenía un caballo negro de mi misma edad, que se llamaba Negro y que el primer día se me encabritó, pero luego me cogió cariño.
    No me figuro qué juguetes.
    Tú eras mi único amigo, porque mi hermano era demasiado chico y no servía más que para ponerse delante de las piedras, cuando uno estaba, tranquilamente, tratando de acertarle a un pájaro.
    Mi hermana nació en otro mundo.
    Me contaste una historia con pavos reales. Hasta hace poco conservé las plumas que mucho más tarde me enviaste un día a la librería de mi abuelo, en la calle Fez de Tánger, la Hispano–Africana.
    No sé: todo esto pertenecía a tu memoria, mucho más que a la mía. En tu cabeza seguía vivo un niño de siete u ocho años que andaba siempre dándote la lata y que nunca creció, porque nunca me viste crecer.
    Fíjate: este verano había pensado hacerte una visita, con mi mujer y mis hijos. El mayor tiene ahora mi edad —un poco menos—. De veras, Susi, me habría gustado que les contases nuestra vida. Un poco.
    Ahora estoy llorando, por fin. Me arañaban las ganas de llorar, desde ayer, desde que lo supe. Son las cuatro de la madrugada, aquí, en este pueblo que ni tú ni yo hemos oído mencionar jamás, en el que llevo casi cuarenta años. Estoy muy lejos de tu tumba, de donde yo nací.
    En ella yazgo, con un babero azul clarito y los ojos muy abiertos, y el pelo liso, peinado con raya.
    Séanos nuestra tierra leve.
    [c. 1986]

    Ramón Buenaventura.

      Citar  Responder

  50. .
    Las voces agoreras de Azúa que cita Dani y Savater que cita Marisa, me parecen exageradas; pero igualmente me parece insensato descartar por completo tal posibilidad. El tenso buenrrollitismo que se ha establecido en ciertos sectores con el tema catalán, por ejemplo, se puede venir abajo de un día para otro a la mínima acción violenta.

    :-…

      Citar  Responder

  51. Tiene buena pinta.

    De toda la marea de libros que tratan este y otros asuntos cercanos, a mí me ha interesado El fin de la clase media, de Esteban Hernández: una síntesis de algunos de los grandes cambios que han ido modelando nuestra sociedad actual y que prefiguran la que se nos viene encima en breve.

    Un saludo a todos.

      Citar  Responder

  52. Admito que mi visión pueda calificarse de simplista, pero en ciencias sociales creo muy aplicable el método del ensayo y error, o sea, el empirismo propio de las ciencias positivas. Y es que hay medidas legales (administrativas, tributarias, laborales…) que se han puesto en práctica en otros países y han funcionado muy bien, así que lo lógico sería aplicarlas en España.

    Recientemente he leído que en Irlanda, que fue el primer país rescatado de la UE, la economía está creciendo al 5%. Esto no sucede en otros países rescatados (Portugal y Grecia). Pues bien, ¿por qué no aplican en Grecia y Portugal las mismas recetas y medidas que se han tomado en Irlanda?

    Estoy convencido de que, si a Obama le dejaran gobernar en España dándole carta blanca para aplicar su política, el paro en nuestro país se reduciría rápidamente y se situaría a niveles parangonables a la media comunitaria. De hecho, en EEUU el empleo ha crecido mucho con Obama. Sencillamente él aplicaría las medidas que empíricamente -o sea, en la práctica real y constatable- han permitido crear empleo y reducir el paro.

    Se dice que las cifras del paro en España son irreales pues hay mucho empleo en la “economía sumergida”. Pero esta última también es una lacra. Así que, si en otros países se ha acabado con la economía sumergida, ¿por qué no aplicar en España las mismas medidas que han permitido reducirla en Alemania u Holanda, por ejemplo?

    Me subleva y exaspera oír que los españoles somos de una pasta especial y que aquí se inventó la novela picaresca y bla-bla-bla. No lo creo así. La gente es sustanciamente igual en todas partes, y lo que hace que cambie la mentalidad es el marco institucional y legal.

    Por ejemplo: Parecía imposible que los españoles pudiéramos dejar de fumar en sitios públicos, pero se consiguió en un tiempo récord. Bastó hacer una ley en tal sentido y -esto último es lo más importante de todo- poner a la policía y a la guardia civil a vigilar y sancionar su incumplimiento. Como dice el refrán, “las leyes, si no hay sanciones, se convierten en sermones”.

      Citar  Responder

  53. Miguel,

    Un tal Ignacio Sánchez Cuenca ha publicado un libro contra un montón de gente: contra Savater, Azúa, Muñoz Molina, Cercas, Pérez Reverte

      Citar  Responder

  54. La mención a William Chislett me ha hecho, precisamente, recordarlo: todos los que hemos leido (artículos aparte) Todo lo que era sólido, quedamos poco menos que alucinados cuando hace unos días un profesor de universidad presentaba un libro en un programa de TV de máxima audiencia hablando de la “desfachatez intelectual” de varios intelectuales españoles incluyendo, entre otros, a Muñoz Molina. El ejemplo para justificar la acusación de desfachatez fue afirmar que Muñoz Molina había apuntado al gasto en fiestas como una de las causas de la crisis económica, lo cual es evidentemente falso, como todos los lectores de Muñoz Molina sabemos. En definitiva esa afirmación era una desfachatez, sin base fáctica alguna forzada para justificar una tesis. Soy de los que celebro que empiecen a destacar en los medios análisis de la situación social y económica desde una perspectiva “ciéntifica” ( aun con todos los fallos propios de las ciencias sociales) y no sólo “literarios”. Pero hay que agradecer a los intelectuales que desde el rigor intelectual (aunque no sean técnicos o profesores de universidad) contribuyen a hacernos ver mejor nuestro país, como hay agradecer el trabajo de los polítologos y profesionales de otras ciencias sociales, que siguen el rigor propio de su disciplina, como por ejemplo William Chislett, a quien también tengo el gusto de haber seguido ( aunque no conocía el libro, por lo que agradezco el enlace). Ambos son necesarios para ayudarnos a los ciudadanos a empujar a nuestros políticos por buenas sendas. Y charlatanes hay en todos los gremios.

      Citar  Responder

  55. Dani,

    Y Savater desde el mismo medio y en un artículopublicado hoy no solo menta la guerra del 36 -que ahí asoma por la amenaza nacionalista, of course- sino que termina su texto:

    “No olvidemos que ya el siglo pasado un enfrentamiento español sirvió de ensayo general a una tragedia europea…”

      Citar  Responder

  56. “…sus ensayos están hechos con tanto rigor y tanta claridad que somos los de aquí los que más podemos aprender de su trabajo. ”

    Los de aquí que sepan inglés, supongo

    :-)

      Citar  Responder

  57. Me cuesta comprender la actitud que observo de muchos intelectuales en España. El pasado martes 8 de marzo escribía Félix de Azúa en El País, otrora periódico de calidad, una columna titulada Espantajo. Como un buen alumno del Grupo Prisa, este escritor asemejaba la situación actual española a 1936. Toma ya. Pese a que ha habido unas elecciones, pese a que el Parlamento ya está funcionando para ciertas materias, aún no habiendo gobierno, pese a que el pueblo se ha expresado y ha decidido abrir el abanico a unos Ciudadanos y unos Podemos, pese a que se habla de mejorar los controles democráticos, de incrementar la participación ciudadana, de reformar el Senado siguiendo el modelo alemán, de que exista un verdadero Tribunal Constitucional apolítico (y hasta aquí todo lo dicho aplica justamente de manera idéntica a Podemos y Ciudadanos), resulta sin embargo que para este intelectual lo que ocurre es, como dice el artículo, un espantajo que, ni más ni menos, “traerá destrucción”. Supongo que mayor destrucción traerán los cerca de 70 millones de euros que debe Prisa, el guionista oficial de la democracia y que, ay, vocean un mensaje de inventado miedo que, espero equivocarme, parecen desear.

      Citar  Responder

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *