Descubrimiento de un pianista

Posted By on May 21, 2017 | 3 comments


Descubrir de golpe a un músico y concentrarse en escucharlo es una felicidad tan grande como la de descubrir a un escritor e ir buscando por ahí todo lo que haya escrito. En la alegría de la novedad hay siempre una parte de reconocimiento. Lo que esa voz nueva me dice tiene el poderío de su frescura y tiene también la familiaridad de las afinidades profundas que ha despertado. Hay trastorno y hay también confirmación. Lo nuevo e inusitado que más me gusta inevitablemente tiene ya mucho que ver conmigo, aunque yo no lo supiera. La sorpresa desata la búsqueda. He encontrado el libro o el disco más reciente, pero quiero abarcar de inmediato la extensión de una biografía, remontarme al origen, ver de dónde viene y de qué se alimentó esa obra, cómo se fue haciendo esa visión del mundo que está siempre implícita en un itinerario creativo.

[…]

Seguir leyendo en EL PAÍS (20/05/2017)

Compártelo!
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

3 Comments

  1. ” … oirás los violines de Vivaldi … ”

    No pensaba volver a ver en ti la luz,
    a ser yo luz de ti fundido entre tus olas,
    pero aquí estás, oh mar, arrastrando espumas
    por mi piel, enredando rosales en mis brazos.
    Encima de tu útero, moribundo de azul,
    no se alzan antiguas ciudades-esqueleto,
    la osamenta amarilla del adobe y la piedra
    que el desierto y la Historia despacio desmo-
    [ronan,
    sino que aún florecen bosque y roca sagrados
    en las dos verdes islas de Diana enamorada.
    No esperaba esta lluvia de sol sobre la sal,
    de sal sobre la luz, sobre el cuerpo arañado
    por enebro salvaje, ni el zumo de la higuera
    que las olas me llevan, que las olas me traen:
    aroma tan violento que la mar no sepulta.
    Y, en una nube de oro, los cuerpos se deshacen
    en la línea del mar, en la línea del cielo.
    Oh el camino fogoso que abrasa la pupila,
    el camino que lleva a otra vida, a más vida.
    ¿O acaso a la negrura suprema que nos niega?
    Pero hoy la primavera aún pasa incendiando
    las islas y en la mar crece el fuego con fuerza.
    Alguien arroja leña a las aguas e inmenso
    fuego envuelve las olas con la tierra y el aire.
    Mar de resina el bosque que ha incendiado es-
    [te mundo.
    Todo el mar hecho hoguera y en él flota mi sangre.
    Cuando la noche llegue aún arderán arriba
    las brasas de los sueños, firmamento de [glorias].

    Antonio Colinas
    ‘Mediterráneo’
    -‘Noche más allá de la noche’ (1980-1981)-
    “En la luz respirada”
    Edición de J.E. Martínez F.
    Cátedra – Letras Hispánicas, 2004

    ” … que no te encante el mar ni sus sirenas … ”

    Todos los días unos versos.
    ¡Por lo menos!

    ._.

    *

      Citar  Responder

  2. ” … hitherto (‘hith-ēr-too’) … adv. until this time … ”

    Oxford American Dictionary
    OUP (1980)

    ” George

    In the Solicitor’s Final Examinations George receives Second Class Honours and is awarded a Bronze Medal by the Birmingham Law Society. He opens an office at 54 Newhall Street with the initial promise of some overflow work from Sangster, Vickery & Speight. He is twenty-three, and the world is changing for him.
    Despite being a child of the Vicarage, despite a lifetime of filial attention to the pulpit of St Mark’s, George has often felt that he does not understand the Bible. Not all of it, all of the time; indeed, not enough of it, enough of the time. There has always been some leap to be made, from fact to faith, from knowledge to understanding, of which he has proved incapable. This make him feel a sham. The tenets of the Church of England have increasingly become a distant given. He does not sense them as close truths, or see them working from day to day, from moment to moment. Naturally, he does not tell his parents this.
    At school, additional stories and explanations of life were put before him. This is what science says; this is what history says; this is what literature says . . . George became adept and answering examination questions on these subjects, even if they had no real vivacity in his mind. But now he has discovered the law, and the world is beginning finally to make sense. Hitherto invisible connections – between people, between things, between ideas and principles- are gradually revealing themselves […]”

    Julian Barnes
    ‘Beginnings’
    “A & G”
    Jonathan Cape, London (2005)

    ” … sham (‘sham’) … adj. pretended, not genuine … ”

    Porque en Manchester lo están pasando mal.

    *

      Citar  Responder

  3. ” … en forma de dos cicatrices … ”

    “[…] Me dijo que mi insensibilidad al dolor le hacía sospechar que me había quedado sin nervios. No recuerdo si mantuvo el puro en la boca mientras me cosía las heridas con hilo y aguja (¡Ibiza, 1957!). Durante aquel trance conservé intacta mi alegría, según me contaron más tarde …

    “[…] Poeta, poeta antiguo y de hoy; poeta de un pueblo entero al que enteramente acompaña. Es Antonio Machado un clásico, un clásico al que se oye llegar de lejos, tan de lejos que oímos resonar su voz en todos los últimos saberes que nos acompañan, lo que en la cultura viene a ser la paternidad, aquello que poseemos de regalo, de herencia.
    En él conviven pensamiento poético y poesía. Machado, hombre, acepta lo que dice Machado, poeta, y pretende, en último término, darnos las razones de su poesía, es decir, que el poeta humildemente somete a justificación su poesía, no la siente manar de esas regiones suprahumanas que unas veces se han llamado Musas, otras inspiración, otras subconciencia, designando siempre, al poner su origen tan alto o tan bajo, mas nunca en la conciencia, que la poesía no es cosa de la que se pueda responder; que ello es cosa de misterio, cosa de fe, milagrosa revelación humana en la que no interviene el Dios, pero sí lo que cerca del hombre sea más divino, esto es, más irresponsable. Para Machado la poesía es cosa de conciencia, esto es, de razón, de moral, de ley. Y esa unidad moral, poética y filosófica arranca de su entereza humana […]”

    María Z.
    ‘Palabras paternales’
    “Las palabras del regreso”
    Cátedra – Letras Hispánicas (2009)

    … El médico me dijo que necesitaba una inyección antitetánica, pero que no me la podía poner hasta el día siguiente. Hoy eso resulta inverosímil (¿acaso no tenían suero?, ¿o es que no conviene ponerle una inyección a un borracho?), pero en aquel momento todo me parecía estupendo.
    Al día siguiente ya no. Me desperté con una gran resaca en medio de un caos de mil demonios. Descubrí que mi mano izquierda estaba vendada y de repente empezó a dolerme mucho. Con la mano derecha me palpé la frente, justo encima del ojo, y me percaté de que ahí la cosa tampoco andaba bien. Luego empezó el autoexamen, primero en busca del cómo y luego del porqué. Lo último, como siempre, no hubo manera de averiguarlo; lo primero sólo fue posible con ayuda de otras personas, en aquel caso … ”

    Cees Nooteboom
    ‘Absenta y Ambré Solaire’
    -‘Turbulencias’-
    “Rode regen” (2007)
    Traducción de I-C Lorda
    Siruela – El Ojo del Tiempo, 2009

    ” … la forma de un sonido … ”

    Érase una vez un piano…

    ._.

    *

      Citar  Responder

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *